Mucho más ocupaciones y mucho más alimentos proteicos alentarían a los gatos a apresar menos (vídeo) – Nutre a su gato

Una investigación exhibe que los alimentos ricos en proteínas, los juegos diarios y la utilización de cuencos académicos dejarían a los gatos apresar presas pequeñas de los jardines menos.

A los ojos de varios defensores de las aves, los gatos son los primordiales causantes de la desaparición de las aves en los jardines. Las resoluciones para limitar el instinto de caza de los gatos hasta la actualidad fueron la utilización de collares con campanas o la predisposición de collares tachonados en los árboles. No obstante, estos gadgets tienen sus límites. Los gatos tienen la posibilidad de estrangular con un collar si se aferran a un obstáculo y el buen oído del gato probablemente se ve perturbado por el sonido de una campana incesante.

Por ende, una investigación deseaba evaluar las llamadas resoluciones «no invasivas» para dejar que los gatos y las aves coexistan naturalmente.

Satisface el instinto de caza del gato

El estudio fue efectuado por un conjunto de estudiosos de la Facultad Británica de Exeter. Deseaban accionar en la raíz del «inconveniente»: el instinto de caza de los gatos. En vez de eludir que los gatos cacen, los estudiosos han brindado agradar este instinto con distintas métodos.

Prosiguieron a 355 gatos que acostumbraban a apresar y traer presas de regreso a sus hogares y ofrecieron a sus dueños múltiples resoluciones:

  • Juega 5-diez minutos cada día con una caña de pescar emplumada para dejar que el gato imite el accionar de caza. El animal asimismo tenía un ratón de espuma para lograr morder y patear como en las etapas finales de la depredación.
  • Ofrecer alimentos sin cereales y ricos en proteínas
  • Use cuencos académicos
  • Póngase un collar de campana o un collar llamado Birdsafe para equiparar con otros métodos

> diez juguetes preferidos de gatos

La caza se redujo en un 30%

Los desenlaces son muy espectaculares, puesto que las tres resoluciones redujeron en una tercer parte el número de presas asesinadas por gatos.

El juego períodico dejó una caída del 25% en la caza, alimentos ricos en proteínas en un 36%, la utilización de cuencos académicos en un 33% y la utilización de collar en un 42% (salvo en pequeños mamíferos) .

Conclusión. Es viable achicar el instinto de depredación de los gatos, pero necesita la participación del dueño en la implementación de nuevos hábitos, como mucho más alimentos proteicos, juegos diarios y alimentos para apresar en cuencos académicos.

El instinto de caza de los gatos estaría satisfecho (en parte) y salvaría a precisamente una tercer parte de las aves.

Una manera de dejar que los gatos por el momento no sean percibidos como causantes de la desaparición de determinadas especies.

Para leer asimismo: ¿Tienen la posibilidad de los gatos enamorarse?. Del amor al aprecio solo hay un paso !